Crítica | Homomaquia: La tauromaquia como nunca la habías visto

Homomaquia(2019) es un cortometraje de animación, dirigido y escrito por David Fidalgo Omil (Cartas a Superman). Es un retrato hostil y violento sobre la desnaturalización del toro de lidia personificado en el hombre. Ha sido nominado a Mejor cortometraje de animación en la 34 edición de los Premios Goya que se celebran el próximo 25 de enero en Málaga.

Homomaquia: la tauromaquia como nunca la habías visto

El corto comienza con un desgarrador alarido, el dolor de parto, acompañado por el primer llanto de un recién nacido. Ahora bien, ¿qué sentirías si te arrancaran del pecho de tu madre siendo niño y fueras criado por unas bestias negras? ¿Qué pasaría si después de vivir en aparente libertad y de forma más o menos apacible te vieras rodeado por más bestias negras, lejos de todo lo que has conocido?

¿Y si te vieras forzado a reproducirte con hembras seleccionadas para ti, que a la par son también obligadas? Hay quienes creen que nada, porque si no eres humano, tienes conciencia animal. Pero hay otros que se forman una idea diferente para poder mostrar la tauromaquia a la inversa.  Si los animales no pueden; ¿qué tal si lo vemos todo como si fuera el hombre el que es arrastrado al ruedo, en una vida marcada por el deseo de otro, de un ser “superior”?

La animación de David Fidalgo

El director lo que busca es que el espectador sea capaz de empatizar con los otros seres vivos de su entorno. Porque el hombre es un ser racional, y, por ende, debe plantearse todas estas preguntas desde el inicio. Precisamente, la contraposición que hace entre hombre y bestia, entre toro y torero no es casual.

En su denuncia al mundo del toreo, al maltrato de los animales y a su utilización para el beneficio propio, en detrimento de la naturaleza y la vida ajena, David Fidalgo Omil utiliza una animación desdibujada, salvaje y sin pausa. Su movimiento sugiere desconcierto y trastorno, casi locura. Seguramente la misma que sientan los seres (hombres-toro) de su cortometraje.

Conclusión

Homomaquia es un corto nada complaciente, descarnado y reproducido en perversos dibujos animados, que gritan y jadean. Se trata de una cruel metáfora, una denuncia explícita de la tauromaquia y habrá quien opine que sea una lectura descabellada del tema. No obstante, y me gustaría que, te agrade o no el mundo del toreo, te tomes los 14 minutos que dura el cortometraje para ver la tauromaquia como nunca antes te la habían explicado.

Puedes leer mi crítica también en Cinemagavia.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s