Crítica | Fear, una lección sobre el miedo y el odio

Fear (2018) es el último cortometraje del director, productor y guionista Juan José Serrano (Diario de un corazón, I: Team). Ha sido producido por Eye Slice Pictures y JJS Film Productions. Esta es la historia de un hombre y una mujer que se encuentran en una noche de lluvia; él quiere ayudarla, ella parece conocerlo.

¿Por qué?

El miedo genera odio, el odio, dolor, el dolor, miedo, y el miedo, odio. Bueno, no importa. Al final todos estos sentimientos conducen a lo mismo. Todos ellos nos llevan a nosotros, sociedad e individuos, a no pensar, a sentir y, por tanto, a reaccionar. Nuestro juicio se nubla y aparece una única verdad, que todos nos creemos. Sin criterio, sin discernimiento.

El terrorismo es un tema candente y de plena actualidad. No obstante, existe un gran desconocimiento por parte de la población y una gran desinformación por parte de los medios de comunicación, a pesar del acoso informativo al que es sometida la sociedad.

En el cortometraje se muestra este hecho (des)informativo de forma tajante y nos deja pensando en nuestro papel pasivo. Nos apresuramos a juzgar y a dar por hecho cosas que nos imaginamos y que no responden a la verdad. No importa la verdad, mucho menos la verdad de cada individuo; por eso generalizamos, encasillamos y generamos estereotipos que, además, defendemos.

El miedo y el odio dan como resultado la autodestrucción del hombre, ya que nos encanta atentar contra la vida humana. Parece que no nos damos cuenta de que acabando con el otro, estamos acabando con nosotros mismos. Fear muestra uno de los problemas más importantes del siglo XXI, y debe hacernos reflexionar sobre nuestros miedos, nuestra percepción del hombre y la fragilidad de la vida.

Más que miedo, terror

El terror que persigue el terrorismo toma forma en este cortometraje que cuenta la trágica historia de Adele (Larissa Bonaci) y de Omar (Yuric Allison), unos personajes con más cosas en común de lo que ellos imaginan. Los dos son víctimas del odio y del miedo y enfrentan, cada uno a su manera, su propio sufrimiento. Temas como la pérdida, el rechazo, el dolor o la resignación anidan en los personajes. El punto de inflexión en sus vida y en la historia de Fear es su encuentro.

Muy presente, por supuesto, está la desconfianza al diferente y la vulnerabilidad autoimpuesta, fruto, como no, del miedo. Los juicios preconcebidos y el desconocimiento nos hacen cometer injusticias porque nos negamos a pensar. Precisamente, Fear nos dice «para, piensa un momento (en lo que estás haciendo, en lo que estás diciendo, en lo que estás sintiendo)».

Todo esto está expuesto en Fear; y consigue reflejar lo que está pasando en la sociedad. Porque está pasando. Al final, Adele, Omar y sus seres queridos acaban siendo víctimas del mismo terror.

Conclusión

Su aplastante final, que lógicamente no desvelaremos aquí, no podía ser de otra manera y, al mismo tiempo, esperamos que lo fuera. Fear es toda una lección sobre la expansión descontrolada del miedo y sus consecuencias en la sociedad y cada uno de sus individuos. Siendo una narración impecable desde una perspectiva dolorosa, Fear resulta un largometraje concentrado en 14 minutos.

Calificación: 8/10.

Puedes leer mi crítica también en Cinemagavia.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s